Intensidad emocional en los niños superdotados

Las Cebras, personas de Altas Capacidades, tienen un sistema cognitivo diferente de la mayoria de la población. 
Esa diferencia se expresa a dos niveles: intelectual y emocional. 

 

Como lo subraya la página web "sengifted.org", en general el gran público omite esta particularidad, aunque sea primordial para entender la personalidad de estas personas.

 

Parece que mucha gente no es consciente de que los sentimientos intensos son una parte de la superdotación y generalmente se presta poca atención a la intensidad emocional. Históricamente la expresión de sentimientos intensos ha sido vista como un signo de inestabilidad emocional, más que como una clara evidencia de una rica vida interior. En occidente, tradicionalmente se ha considerado a las emociones y el intelecto como dos partes separadas y contradictorias. Sin embargo, existe un enlace indisoluble entre las emociones y el intelecto que, combinados, tienen un profundo efecto en la gente superdotada.

Porque sí, las personas superdotadas experimentan las cosas con mucha intensidad por culpa de una amígdala cerebral más reactiva.  (¿demasiado reactiva?).  

La página web "sengifted.org" trata de hecho el tema de manera bastante clara. 
Aquí está un extracto: 
La superdotación tiene un componente emocional así como intelectual. La complejidad intelectual va de la mano junto con una profundidad emocional. Del mismo modo que el pensamiento de los niños superdotados es más complejo y de mayor profundidad que el de otros niños, así lo son sus emociones en cuanto a complejidad e intensidad. 

Esta complejidad se observa en amplio rango de emociones que los niños superdotados pueden experimentar a la vez en un momento dado y la intensidad es evidente en ese desbordamiento de sus sentimientos acerca de prácticamente todo, tan familiar para sus padres y profesores. 

Comentarios:

Écrire commentaire

Commentaires : 0